Autoridades rectorales reiteran compromiso con seguridad social del profesorado

Las Autoridades Rectorales, a través de un comunicado, exhortan a la Asociación de Profesores de la Universidad Central de Venezuela (APUCV), al abordaje respetuoso y productivo para promover diálogo y discusión que permita trabajar mancomunadamente para fortalecer y garantizar la seguridad social de los docentes ucevistas ante el deterioro de su calidad de vida.

Logo UCV
UNIVERSIDAD CENTRAL DE VENEZUELA
Ciudad Universitaria de Caracas

 

Caracas, 04 de mayo de 2020

EL IPP Y LOS RECURSOS DE LA SEGURIDAD SOCIAL PERTENECEN AL PERSONAL DOCENTE Y DE INVESTIGACIÓN DE LA UCV.

En reiteradas oportunidades en nuestra condición de Autoridades Rectorales, exhortamos a la Asociación de Profesores de la Universidad Central de Venezuela (APUCV), al abordaje respetuoso y productivo para promover diálogo y discusión y de esa forma, trabajar mancomunadamente para fortalecer y garantizar la seguridad social de los docentes ucevistas ante el deterioro de su calidad de vida, como consecuencia de la imposición por parte del Ejecutivo Nacional de salarios de empobrecimiento, aunado a no remitir no solo los recursos para el seguro de Hospitalización, Cirugía y Maternidad (HCM) sino los aportes federativos.

Por el contrario, la Directiva de la APUCV, de manera irrespetuosa y pública se ha opuesto a todo planteamiento que permita optimizar el funcionamiento y la sustentabilidad del Instituto de Previsión del Profesorado, IPP, en procura del bienestar de los profesores y su grupo familiar, lo que nos ha obligado a trascender las diferencias que existen, siempre teniendo como inalterable principio, cumplir con los docentes ucevistas que son los únicos propietarios de los activos que administran tanto la UCV como el IPP.

No obstante, una vez más, la APUCV a través de su Boletín N°1088, emite públicamente cuestionamientos e infundios que tergiversan las iniciativas y los esfuerzos que la Universidad Central de Venezuela (UCV) ha concretado desde el inicio de la Gestión Rectoral (2008) para mejorar las condiciones socio económicas y académicas de los docentes. Más aún, estas inaceptables acusaciones a priori y sin fundamentos, tendrían en todo caso, que ser sólidamente respaldadas para que la Junta Directiva de la APUCV no siga incurriendo en el grave error del vilipendio público a tres de sus agremiados.

BONO HUMANITARIO.

La APUCV afirma que se desestimula el pago de un “bono humanitario” para el personal docente en medio de la pandemia inducida por el COVID-19, y de manera inconsulta y unilateral, el IPP/APUCV otorgó el “bono humanitario”, que por lo demás es absolutamente insuficiente para ayudar a solventar en parte, la grave situación de empobrecimiento que sufre la comunidad docente. La UCV no opuso trabas o críticas. Por el contrario, para la UCV, es imprescindible aprobar ayudas económicas que constituya un apoyo para alimentos y medicamentos. En consecuencia, en sesión de fecha 29 de abril 2020, la Comisión del Consejo Universitario (CU) que supervisa y evalúa el desarrollo del acuerdo de cofinanciamiento del seguro HCM-SAMHOI, presentó a consideración del cuerpo un apoyo económico mensual durante tres meses a partir de mayo, el cual fue aprobado.

COFINANCIAMIENTO DEL SEGURO HCM-SAMHOI.

La APUCV asevera que la UCV tiene “deudas” derivadas del compromiso del aporte al sistema de cofinanciamiento al seguro HCM-SAMHOI, correspondiente a los meses octubre, noviembre y diciembre del año 2019. Una afirmación infundada. La UCV no tiene deudas con el IPP (2019) ni con sus profesores por el HCM-SAMHOI, ya que a finales de noviembre de 2019, transfirió al IPP el aporte que le correspondía por cofinanciamiento a la UCV por la suma de $150.000,00 para la cobertura de los meses de enero, febrero y marzo de 2020.

Lo que la APUCV denomina “deuda de la UCV”, son excesos de gastos por la cantidad de $ 155.758,08, ejecutados por el IPP, que no están comprendidos dentro de la cuota del 50% cofinanciamiento acordado. Optan inexcusablemente por denunciar como “un incumplimiento del acuerdo de cofinanciamiento por parte de la UCV”.

Este monto fue determinado por el equipo técnico de la UCV, al momento que finalmente el IPP permitió la revisión de la ejecución de los recursos y la conciliación de los montos de los siniestros indemnizados. En pocos casos clínicos, los gastos sobrepasaron los límites manejables. En lugar de consultar con la UCV para arribar a posibles soluciones, el IPP ha comprometido arbitraria y unilateralmente a la UCV con el pago de $ 77.879,04 (50% del exceso) y pretenden continuar con esta práctica, ignorando que la membresía de los docentes y sus familiares registrados en SAMHOI monta a 16.700 personas.

Como responsables de la Seguridad Social del personal docente, la UCV públicamente ha manifestado que ha cumplido con el acuerdo de cofinanciamiento del seguro HCMSAMHOI de forma responsable y sistemática durante el lapso mayo 2018-marzo 2020, y cualquier retardo en la remisión de los aportes se debe a la práctica reiterada del IPP de no permitir oportunamente la revisión de la ejecución de los recursos y la conciliación de los montos de los siniestros.

Respecto a la solicitud de transferencia de los $ 50.000,00 que le corresponde a la UCV remitir al IPP como aporte de mes de abril, la APUCV alega que “al igual que el IPP están excluidos de la lista de entes del “Gobierno de Venezuela” sancionados en el mes de agosto 2019, conforme a la licencia 34A de la OFAC (Estados Unidos)”.

Sin embargo, el 21 de abril del año en curso, el ejecutivo bancario que actúa como Corredor de las colocaciones y movimientos en el exterior de los activos para la seguridad social que administra la UCV y que provienen de la liquidación del “Fondo de Jubilaciones y Pensiones de los docentes de la UCV”, nos manifestó la actual imposibilidad de remitir los recursos para cubrir el 50% del cofinanciamiento del recién concluido mes de abril, debido a las sanciones internacionales impuestas a personas y estructuras públicas del Poder Ejecutivo.

En comunicado de fecha 20, hicimos público que la APUCV genera zozobra entre los docentes cuando manifiesta que la UCV no ha transferido su “aporte”, y afirman que la cobertura quedará reducida a los 50 millones que le corresponde aportar al IPP. Obviaron reconocer que la UCV depositó a finales de noviembre, 2019, los $150.000,00 correspondientes a los meses de enero, febrero y marzo de 2020 y que el 30 de marzo aportó $ 77.879,04 para cancelar el 50% de los “excesos” del último trimestre de 2019 aprobados por el IPP unilateralmente.

Un resumen de aportes de ambas partes para el 1 de abril, depositados en la cuenta del IPP, arroja la cifra de $377.879,04. Al agregar el 50% ($50.000,00) que le corresponde al IPP para dicho mes, se alcanzó la cifra de $ 427.879,04 para cubrir la siniestralidad de 30 días mientras la UCV continua con los trámites de desbloqueo y transferencia de su parte del Cofinanciamiento.

Es inadmisible e irresponsable que quienes dirigen ese Instituto, creado en el año 1958, con aportes únicamente de la UCV, para la seguridad social del personal docente, amenacen con reducir la cobertura a 50 millones (monto que cubre el aporte que corresponde al IPP); cabe preguntarse, si el IPP que en el año 2018, al firmar el Cofinanciamiento UCV/IPP afirmó contar con $20.000.000,00 de los recursos propiedad de los profesores ucevistas, puede confundir una vez más con el manejo inexacto de montos y capacidad de pago.

Aún más, qué sentido tenía plantearle a la UCV un cofinanciamiento, si contaban con suficientes recursos. Reiteramos, que en los actuales momentos, la UCV se ve imposibilitada de transferir su aporte del mes de abril, debido al bloqueo de la cuenta. El IPP se niega a financiar el aporte de la UCV hasta tanto se solvente dicha inmovilización, reduce la cobertura del HCM, y genera conflictos ante tan grave crisis socioeconómica y sanitaria, negándose a trabajar en sinergia con la UCV para rescatar y fortalecer la seguridad social de los profesores ucevistas.

Como Autoridades Rectorales, apoyamos o propiciamos cualquier iniciativa de incrementar la cobertura del HCM–SAMHOI, como lo hicimos en el año 2018, al aprobar en el CU por unanimidad, el sistema de cofinanciamiento del seguro HCM-SAMHOI, y como lo hemos hecho con los sucesivos incrementos de cobertura acordados bilateralmente, además de crear la comisión que supervisa y evalúa el desarrollo del acuerdo, y estudia y propone los incrementos de la cobertura.

La función de la Comisión designada por el Consejo Universitario la sigue realizando pese a que los representantes de la APUCV renunciaron recientemente, alegando violación del acta convenio UCV/APUCV, esgrimiendo que la competencia de la comisión de supervisión del Cofinanciamiento no es la del CU sino es la Comisión Mixta de Seguros del Acta Convenio, obviando no solo que el acuerdo de cofinanciamiento es posterior a la creación de dicha Comisión sino que la misma tiene establecida sus funciones de seguimiento y supervisión en la referida acta convenio.

Es absolutamente imprescindible informar a nuestros docentes y a la comunidad ucevista que en la sesión virtual de fecha 29 de abril de 2020, fue aprobado por el Consejo Universitario, el informe de la Comisión del CU que supervisa y evalúa el Sistema de Cofinanciamiento, en el cual planteó el incremento de los Bs. 100 millones de la cobertura del seguro HCM-SAMHOI, con base al estudio respectivo que se presente. La Comisión del CU está conformada por la Rectora Cecilia García Arocha Márquez, el Vicerrector Administrativo (E) Amalio Belmonte Guzmán y el Decano de la Facultad de Ciencias, Ventura Echandía Liendo.

COBERTURA FUNERARIA (SICOF).

Es pertinente señalar que la cobertura funeraria SICOF no forma parte del Sistema de Cofinanciamiento del Seguro HCM-SAMHOI; sin embargo, desde el 2019, las Autoridades Rectorales conscientes de los altos costos funerarios y de la grave situación socioeconómica de nuestros profesores, decidieron colaboran con parte del financiamiento de SICOF. Le corresponde un monto pendiente por transferir de siniestros indemnizados del año 2019 por $ 27.850,55 (que será aportado por la UCV una vez la cuenta sea desbloqueada).

ADQUISICIÓN DEL CENTRO DIAGNÓSTICO (IMAGENOLOGÍA) PARA LA VIDA (CEDIVI).

La contribución que aportan los diferentes tipos de estudios clínicos de Imágenes, son de extrema importancia en la atención médica clínica de las últimas décadas y sobre todo en el establecimiento de diagnósticos precisos y tratamientos específicos. A la par son altamente costosos.

El Licenciado en Administración y Contaduría, Abraham Pineda, profesor de la Escuela de Administración de FACES-UCV, era el propietario del “Centro Diagnóstico para la Vida (CEDIVI)”, dedicado a un amplio espectro de estudios imagenológicos y ubicado en Santa Mónica. Para el 2017, el profesor Pineda decidió venderlo. Se lo ofreció primero a los directivos de APUCV/IPP. La APUCV no lo compró.

El profesor Pineda ofreció CEDIVI a la UCV mediante sus Autoridades a la Rectora y de seguida al Vicerrector Académico Nicolás Bianco, al ex Vicerrector Bernardo Méndez y al Secretario Amalio Belmonte. Bajo la coordinación de la Rectora, se dio inicio a una amplia fase de consultas y de evaluaciones técnicas y financieras que incluyó la cordial notificación al APUCV/IPP y la invitación a los Decanos para conocer dicho Centro. Sin duda, el excelente estado de equipos y sede física de CEDIVI y el hecho que nuestros docentes y sus familiares (16.700 personas) tuviesen un centro de imágenes con costos muchos menores, fueron suficientes razones para ampliar las evaluaciones. Un grupo de físicos expertos en la materia que aportó el ex Vicerrector Administrativo añadió a la factibilidad de ofertar y adquirir CEDIVI con activos de la Seguridad Social que administra la UCV.

El profesor Pineda compró el inmueble y lo transformó en un Centro de Imágenes entre el 2010 y el 2012. Logró las divisas preferenciales (Sector salud) para el momento con un cambio de $1 igual a Bs.2.6.

Entre el 10/06/2010 y el 26/04/2012, el propietario de CEDIVI adquirió la casa quinta Don Pancho en Santa Mónica por $ 730.769, adecuó la casa quinta para ser sede de un centro de imagenología por un monto de $3.539.104, adquirió el mobiliario por un monto de $ 40.081, adecuó el cafetín por $ 33.462 y adquirió 13 activos capitalizables conformados por 9 equipos para realizar exámenes de imágenes con o sin contraste y 4 softwares que respaldan el funcionamiento del “Sistema CEDIVI” por $ 3.475.720, todo ello para un total general de $7.819.136 (Bs. 20.329.753 al cambio oficial de ese entonces de Bs.2.60/dólar).

En fecha 16 de mayo de 2018, las Autoridades Universitarias presentaron al máximo organismo de Cogobierno de la Institución el informe sobre la iniciativa para la adquisición de CEDIVI, como una inversión para la Seguridad Social de los profesores, acogiéndose sin observación alguna, para lo cual acordó que la Fundación UCV iniciara los trámites de compra, para ser administrada como una empresa rental por cuanto el objeto de ésta es la obtención e incremento de los recursos para la Universidad y, en este caso concreto para la Seguridad Social del personal docente, y está bajo el control estatutario de la UCV y su Asamblea la Conforma el Consejo Universitario en pleno.

Es de mencionar que los Decanos visitaron previamente a CEDIVI. El CU por mayoría absoluta acogió el informe con opiniones muy favorables para concretar la operación. Sin duda, el sólido beneficio para los docentes y sus familiares es de primera importancia. Se acordó que la Fundación UCV (FUCV) adquiera a CEDIVI con parte de los activos líquidos provenientes del FONJUCV. CEDIVI pasó a ser una nueva empresa de la Fundación UCV.

El precio de la compra fue por la cantidad de $ 4.211.375,03, determinado por dos avalúos a cargo del Departamento de Bienes Inmuebles de la Dirección de Administración y Finanzas del Vicerrectorado Administrativo, bajo la conducción de un Ingeniero debidamente certificado por la Sociedad de Ingeniería de Tasación de Venezuela (SOITAVE) y por la Unión Panamericana de Asociaciones de Valuación (UPAV).

La Junta Directiva de CEDIVI la integran el médico radiólogo y experto en Imágenes Dr. Sergio Tovar, Director del Centro de Imágenes del Hospital de Clínicas Caracas, el Dr. Alejandro Salazar, Anestesiólogo y Profesor de la Facultad de Odontología de la UCV y Dr. Alí Gil, Intensivista. Inicialmente, el 65% de los pacientes que atiende provienen de SAMHOI (IPP/UCV). Por supuesto, atiende pacientes que pertenecen a otros sectores de la comunidad de la UCV o que acuden al Centro.

Una vez más y desde el momento de la adquisición de CEDIVI por parte de la UCV, la Junta Directiva de la APUCV desató una campaña difamatoria e injuriosa, falseando la verdad, haciendo acusaciones públicas de “un supuesto sobreprecio” en la adquisición de “equipos viejos” y de un centro inservible, ejerciendo un derecho de palabra en el CU irrespetuoso, plagado de amenazas, que cristalizaron con un acto de violencia en contra del CU que se encontraba en sesión.

Mientras estos hechos ocurrieron amplificados por matrices de confusión e injuria en las redes sociales, nuestra nueva empresa inició sus funciones atendiendo con esmero a los docentes ucevistas y sus familiares. Pudo superar el colapso nacional y sobre todo las agudas insuficiencias de provisión de agua, electricidad y conductividad digital. Para junio de 2019, cerca del 85% de sus pacientes eran docentes ucevistas y familiares.

La Junta Directiva de la APUCV no reflexionó. A partir de octubre de 2019, decidió incurrir en dos acciones reñidas con los derechos de los docentes ucevistas y altamente perjudiciales. Retener y no expedir las cartas avales (acción ilícita) para los estudios en CEDIVI y retener los pagos que SAMHOI debía hacer por estudios a sus asegurados. Estos actos ilegales y deplorables continúan en los que respecta a las cartas avales y desde octubre de 2019, los docentes ucevistas no se benefician de su Centro de Imágenes, CEDIVI.

El Consejo Universitario ha exhortado reiteradamente a la Junta Directiva de la APUCV y del IPP a que cese la ilegalidad de sus acciones en contra de los docentes y sus necesidades clínicas. Deben de inmediato expedir las cartas avales y cancelar a tiempo los gastos de los estudios realizados, facilitar a través del cruce de bases de datos con CEDIVI, a fin de que el docente ucevista o sus familiares registrados en SAMHOI, pueda asistir a CEDIVI y presente únicamente la cédula de identidad.

EL SEGURO DE LOS BIENES PATRIMONIALES DE LA UCV.

Durante la sesión virtual del CU del 29 de abril, el constante y pertinaz acoso moral y la aguda fase de la campaña de desprestigio y difamación por parte del Presidente de la APUCV (red social twitter), realizando continuos mensajes para intentar crear una matriz de opinión desfavorable en contra de la Gestión Rectoral y la institucionalidad de la Universidad Central de Venezuela, se puso nuevamente en evidencia. En la agenda estaba incluido un punto relativo a la solicitud de aprobación para la adjudicación a la Empresa Seguros Pirámide, C.A en el procedimiento bajo la modalidad de Contratación Directa, de los seguros patrimoniales y de vehículos de la UCV para un período de 12 meses.

De forma premeditada y maliciosa y sin haber discutido el punto, publicó con alevosa intención y términos irrespetuosos, mediante twitter @marquezcvm antes de la discusión del punto “Hoy pretenden aprobar la póliza de bienes patrimoniales de la UCV por asignación directa a Seguros Pirámide… Cuál es la emergencia que lo justifica… cuál es el patrimonio para asegurar…votaré en contra”. Esta conducta es carente de buena fe, porque el Presidente de la APUCV desconocía el contenido de la contratación por cuanto no había sido debatido, y en caso de dudas lo correcto era presentar sus inquietudes en el momento de su discusión, juzgó y difamó a priori y públicamente.

Los bienes patrimoniales de la UCV están conformados por 108 obras de arte de diferentes artistas plásticos que se encuentran ubicadas dentro del campus universitario, y por el parque automotor que cuenta con 224 vehículos integrados por autobuses, automóviles, camiones, camionetas, minibús, motos y rústicos; ambos grupos de bienes deben estar asegurados. Por supuesto, destacan los bienes patrimoniales artísticos, que representan bases fundamentales de la declaratoria de la Ciudad Universitaria de Caracas en la condición de “Patrimonio de la Humanidad” (UNESCO, 2000) y los vehículos en cumplimiento de las leyes respectivas ante posibles hechos que involucren responsabilidad civil, daños contra terceros, robo, pérdida total, entre otros.

Consta en las actas del Consejo Universitaria, que los numerosos procedimientos de contrataciones han sido bajo la modalidad de concursos abiertos, que permite lapsos más amplios. Sin embargo, en este caso y bajos las difíciles condiciones imperantes y ante el inminente vencimiento de la póliza y la falta de presupuesto universitario ordinario, no fue posible para la Comisión de Contrataciones iniciar el procedimiento de concurso abierto, a lo que debe agregarse que el Servicio Nacional de Contratista como autoridad técnica en materia de contrataciones y ante la situación de Emergencia Nacional recomienda la modalidad de contratación directa.

La tergiversación evidenciada en la información publicada por el Presidente de la APUCV, vía redes sociales, al mencionar hechos inexistentes, parciales y temerarios generan confusión al señalar supuestas “violaciones a la Ley de Contrataciones o que la contratación será pagada con dinero de los fondos de los docentes de la liquidación del FONJUCV”, exponiendo a la Universidad al arbitrio de factores externos contrarios a la Institución.

Es necesario decir que, en modo alguno somos proclives a diatribas por las redes, pero estamos obligados a responder infundios dirigidos a lesionar nuestra dignidad y el buen nombre como profesores y autoridades universitarias.

RECIENTES RESOLUCIONES DEL CONSEJO UNIVERSITARIO EN RELACIÓN CON LA SEGURIDAD SOCIAL DE LOS DOCENTES UCEVISTAS.

En medio de los graves momentos que vive la República, inducidos por el profundo colapso nacional en lo social, económico y político, agravado por el impacto de la pandemia generada por el COVID-19, cuya magnitud y extensión se desconocen, la UCV y su Consejo Universitario prosiguen asumiendo sus obligaciones institucionales y operativas. Ha exigido reiteradamente ante el Consejo Nacional de Universidades y ante el MPPEU no solo un significativo incremento en los salarios de todos los sectores que conforman su nómina sino que cese la asfixia financiera y la imperante ilegalidad fiscal y se ejecute de inmediato la ley del presupuesto 2020 que incluye las imprescindibles providencias estudiantiles.

En lo que respecta a la Seguridad Social de los docentes ucevistas y sus familiares con el pleno reconocimiento de que los activos que administran tanto la UCV como el IPP para la cobertura anual del seguro de hospitalización, cirugía y maternidad (SAMHOI), son propiedad única de los docentes activos y jubilados agremiados en su Instituto de Previsión Social (IPP), el Consejo Universitario, en conocimiento de las recomendaciones de su Comisión de Seguimiento del Cofinanciamiento UCV/IPP, decidió en sesión del 15.04.20 lo siguiente:

A partir del primero de mayo de 2020, establecer en conjunto con el IPP una nueva Gerencia Administrativa y Contable de los activos para la seguridad social de los docentes ucevistas y sus familiares que actualmente administran tanto la UCV como el IPP aunado a la apertura de una cuenta bancaria conjunta entre ambas instancias, que servirá de base operativa para los acuerdos bilaterales.

Finalmente, el Consejo Universitario exige al IPP a restituir la emisión de las cartas avales para los estudios de imágenes en el CEDIVI, compartir las bases de datos IPP/CEDIVI y cancelar a tiempo los gastos causados. La UCV acentuará los trámites que permitan el pronto desbloqueo de los activos en el exterior destinados a la Seguridad Social de los docentes ucevistas y sus familiares. Exhorta nuevamente al IPP a cubrir la siniestralidad del mes de abril 2020 y del lapso que requiera la UCV para contar con los activos en el exterior.

 

Cecilia García-Arocha Márquez              Nicolás Bianco Colmenares
          Rectora                                                 Vicerrector Académico

 

Amalio Belmonte Guzmán
Secretario
Vicerrector Administrativo (E)

Autoridades se dirigen a la comunidad universitaria

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s